Tag Archives: Proposito

Persigue Tu Pasión

Pasamos la mayor parte de nuestro tiempo inmersos en una carrera sin fin. Vamos por la vida persiguiendo algo, creyendo que eso nos otorgará lo que deseamos. Este algo es el dinero, y creemos que esto nos ayudará a convertir todos nuestros sueños en realidad. Convertimos el dinero en nuestra prioridad, lo perseguimos a toda costa, y al final de esta carrera pagamos un alto precio por él y terminamos perdiéndolo todo. Nos damos cuenta que el dinero nos volvió ciegos, nos llevo por el camino incorrecto, y así hemos asesinado nuestros propios sueños, quemado nuestros deseos, y extinguido la llama de nuestra pasión. Por la tanto, para que esto no suceda debemos cambiar nuestra dirección, y comenzar a seguir el camino de nuestra pasión, y no del dinero.

 

 

 

"Persigue tu pasión y el éxito te seguirá."

 

 

 

De alguna manera llegamos a convencernos de que el dinero nos hace felices y exitosos. Nos contaron una historia maravillosa sobre el dinero, nos pintaron una fantástica imagen en nuestras mentes, lo que nos otorgo la idea de que el dinero nos permitirá comprar cada bien material de este mundo, y así podremos adquirir una felicidad eterna, y entonces terminamos creyendo esa historia. El problema es que comenzamos a perseguir el dinero en lugar de perseguir nuestra pasión, sin saber que nos dirigíamos directo a aquel lugar de oscuridad y decepción que tanto buscábamos evitar.

El problema cuando perseguimos el dinero es que caemos en una gran trampa. Esta trampa nos atrapa, haciéndonos creer que el dinero es la solución a todos nuestros problemas, y la clave para una vida feliz y plena, es así que comenzamos una búsqueda desesperada por el dinero, cayendo en la trampa, directo en sus garras, y así comienza a devorar lentamente nuestras almas. Consume cada parte de nosotros, y nos vuelve tan adictos, tan dependientes que lo necesitamos con el fin de sobrevivir, haciéndonos creer que de hecho el dinero nos hace feliz, y que la falta del mismo nos hace miserables, y así, ciegos y sordos defendemos la idea hasta que morimos.

 

“Persigue tu pasión, no tu pensión.” – Denis Waitley

 

¿Pero cuantas personas exitosas realmente conoces? Y con exitosa no quiero decir, personas con dinero, porque el tener dinero no siempre equivale a éxito, sino que me refiero a personas viviendo su pasión, personas que han conseguido sus sueños y deseos, personas que están felizmente viviendo la vida que deseaban, personas realmente vivas. ¿Cuantas personas puedes ver felices haciendo lo que hacen? No muchas, ¿verdad?

El problema con la mayoría de nosotros es que perseguimos el dinero, luego lo obtenemos y nos conformamos. Siempre y cuando podamos adquirir bienes materiales vamos a seguir teniendo la idea de que somos felices con la vida que tenemos, aunque esa felicidad dependa de algo tan efímero como el dinero. Vivimos bajo un sistema que nos hace creer que el dinero es la clave para la felicidad, entonces no perseguimos lo que realmente nos hace felices, perseguimos el dinero, creyendo que algún día seremos lo suficientemente libres como para comenzar a perseguir nuestra pasión, y ese día, en la mayoría de los casos, nunca llega.

 

“No existe pasión en conformarse, ni en aceptar una vida que no esté a la altura de lo que cada uno es capaz de vivir.” – Nelson Mandela

 

Por lo tanto, es importante perseguir tu pasión. Tu pasión es tu propósito, es hacer lo que amas, lo que te hace feliz. No importa cual sea tu pasión, siempre puedes encontrar la forma de vivir haciendo lo que amas. El dinero no debe ser nuestro propósito principal, si ese es el principal motivo de tu existencia entonces, todavía no has descubierto porque realmente estas aquí, y te estas limitando a vivir una vida con sentido.

Si persigues el dinero, siempre estarás persiguiéndolo, pero si persigues tu pasión, el dinero buscara la forma de encontrarte en el camino.
Las personas persiguen dinero, lo obtienen, lo pierden, lo obtienen de nuevo, obtienen mas, pierden mas, lo vuelven a obtener, lo desperdician, vuelven a encontrar la forma de como obtener mas, y así día tras día, se entierran mas y mas en esta locura sin fin. Esto nunca se detiene, es por eso que la mayoría de las personas viven una vida miserable, y el problema no es que tengan dinero o no, el problema es lo que pierden, lo que esconden, lo que sacrifican, lo que matan, lo que destruyen, lo que olvidad a causa de el dinero.

 

“Si no puedes descubrir tu propósito, descubre tu pasión. Porque tu pasión te conducirá directamente a tu propósito. “ – Obispo T.D. Jakes

 

¿Cual es tu pasión? ¿Que te hace feliz? ¿Que amas hacer? ¿Cual es tu sueño? Tomate el tiempo de pensar y analizar estas preguntas, encuentra tus propias respuestas. Descubre tu propósito, encuentra tu pasión, y sale a buscarla, persíguela bajo el sol, bajo la tormenta, en la luz y en la oscuridad, cuanto te sientas fuerte o débil, no importa que tan difícil todo parezca ser, o que tan lejos estás de alcanzar tu meta, no importa cuan imposible parezca ser, siempre persigue tu pasión, y todo lo demás, el dinero incluido te seguirá. No te conformes, no te limites, no te conviertas en el asesino de tus propios sueños.

 

 

 

Descubre tu propósito, encuentra tu pasión, decide lo que quieres conseguir y hazlo realidad. Se el mejor, falla, inténtalo de nuevo, falla mejor, no te detengas. ¡Persigue tu pasión con confianza y compromiso y vive la vida de tus sueños!

 

Descubre tu Propósito en la Vida

Descubrir el propósito de tu vida no es algo sencillo, pero es lo más importante de tu vida, ya que, sin un propósito, simplemente existimos. Es el hecho de descubrir la razón por la cual estamos aquí, lo que le da a nuestra vida un significado más profundo, y es vivir con un propósito lo que hace la vida más interesante.

 "Los dos dias mas importantes de la vida son el dia en el que naces, y el dia en que descubres por que." - Mark Twain

 

¿Alguna vez te has preguntado porque estás aquí? ¿Alguna vez te has preguntado si lo que estás haciendo ahora es lo que realmente viniste a hacer? Porque si aquello que haces te hace sentir como si estuvieses muerto por dentro, seguro es debido a que aquello que haces, no es tu verdadero propósito, no es el motivo principal por el cual estas aquí, porque tu propósito es lo que te hace sentir vivo, tu propósito es lo que te otorga alegría y felicidad, tu propósito es lo que le otorga significado a tu vida.

¿No sería irónico pasar por todo el complicado, sofisticado y milagroso proceso de nacer simplemente para venir a este mundo para estar muerto? ¿No se supone que hemos venido a este mundo para vivir? La realidad es que la mayoría de las personas le temen a la muerte, sin saber que ya están muertos por dentro, mientras que sus cuerpos permanecen con vida.  Puede parecerte que exagero, pero el incremento de personas con depresión, angustia, estrés y otros desórdenes mentales, así también con el incremento de suicidios a nivel mundial, son un indicativo de que nuestra perspectiva sobre la vida, y los motivos de nuestra existencia están errados.

 

 

 

“El secreto de la existencia humana no solo está en vivir, sino también en saber para qué se vive.” – Fiodor Dostoievski

 

 

 

Lo más increíble es que parece ser que cuando somos niños ya sabemos lo que nos gustaría ser de grandes, o al menos nos animamos a soñar, y nos animamos a soñar en grande, sin miedos, sin limitaciones. Cuando somos niños todo parece posible, pero tarde o temprano ese concepto se nos es arrebatado, y todo aquello que creímos alguna vez, todos nuestros sueños y deseos, junto con nuestro verdadero yo, son asesinados y enterrados, convirtiéndonos así en un producto de esta sociedad decadente.

¿Qué te gustaría ser cuando seas grande? – ¡Mi Dios, si he escuchado esa pregunta cuando era una niña! Nunca entendí porque los adultos te preguntan esa pregunta, si lo único que quieren escuchar son cosas como: ¡Yo quiero ser un abogado como mi papa! o  ¡Quiero ser un ingeniero! Porque si dices cosas como: ¡Quiero ser músico! o ¡Quiero ser un superhéroe y salvar a el mundo! o ¡Quiero ser veterinario y salvar a todos los animales! o ¡Quiero ser un astronauta! o ¡Quiero viajar por el mundo! Las personas seguramente dirían cosas como: ¡Pero haciendo eso no ganas dinero!, ¡Eso es imposible!, ¡Eso no puedes hacerlo!

 

 

 

“Usted fue puesto en esta tierra para alcanzar tu verdadero ser, para vivir tu propósito, y hacerlo con valentía.” – Steve Maraboli

 

 

 

La realidad es que cuando pasamos a ser adultos dejamos de creer, y empezamos a hacer aquellas cosas que no son lo mejor para nosotros, pero para nuestra familia, amigos, jefe, entre otros. Y es así que hacemos todo aquello que podamos para pertenecer a esta sociedad, que poco a poco nos mata por dentro, y es así que vivimos, o, en otras palabras, simplemente existimos por el resto de nuestras vidas, haciendo lo que no nos gusta, privándonos de nuestro verdadero propósito. Lo más gracioso es que vamos por la vida buscando felicidad, pero ni si quiera nos preguntamos porque estamos aquí, ¿Y cómo vamos a poder ser realmente felices si no hacemos lo que realmente vinimos a hacer?

Descubrir el propósito de tu vida debería ser tu meta principal, no el dinero, el auto, la casa, y otras cosas materiales, no la fama ni el poder. Aquellas cosas podemos obtenerlas o no, pero deberían ser absolutamente secundarias, es decir, que no son el factor que va a determinar nuestra felicidad ni nuestro propósito en este planeta. Una vez que descubras tu propósito en la vida, y hagas lo que viniste a hacer, todo aquello que es bueno para ti aparecerá en tu vida sin que lo llames.

 

 

 

El propósito de la vida es vivirla, disfrutar de la experiencia al máximo, y esperar con entusiasmo y sin miedo, vivir experiencias más nuevas y más enriquecedoras.” – Eleanor Roosevelt

 

 

 

Descubrir tu propósito en la vida no es sencillo, ya que requiere dejar atrás nuestra zona de confort. Para saber quien eres, y porque estas realmente aquí, tú debes preguntarte preguntas que nunca te has preguntado antes, debes cuestionarte cosas, cambiar tu perspectiva, debes dejar la zona de confort en donde todo es conocido, para así poder adentrarte en terreno desconocido. En este lugar te surgirán dudas, y veras las cosas desde una perspectiva diferente, y aquello a veces podrá generar frustración y dolor, ya que es en ese momento en donde nos damos cuenta cuan inconsciente estábamos, pero en el final encontraras la libertad, paz, y alegría que tanto estabas anhelando y descubrirás lo que significa estar realmente vivo.

La realidad es que no estamos en este mundo por accidente, estamos aquí por una razón, y encontrar esa razón es la clave para vivir una vida feliz y exitosa. Si fallamos encontrar tal razón, si evitamos encontrar nuestro propósito, nuestra vida se convierte en una obligación, nos volvemos esclavos de una vida miserable, y nuestra vida diaria se convierte en un castigo, hasta que finalmente seamos liberados del dolor a través del proceso de la muerte.

 

 

 

 

¿Vas a seguir existiendo o empezarás a vivir? La realidad es que todos hemos venido a este mundo por un motivo, y aquel motivo es lo que dará sentido a nuestra vida, y al mismo tiempo revelará nuestro gran potencial. ¡Descubre el motivo por el que estas aquí, no te conformes, no te rindas, descubre, experimenta, y crea la vida de tus sueños!