Tag Archives: Milagros

La Visualización: Una Herramienta para el Éxito

La visualización es un proceso mental que hace real nuestros más profundos sueños y metas a través de nuestra imaginación, es decir, crea una imagen en nuestras mentes de lo que quisieras conseguir en nuestro mundo exterior. La visualización crea en nuestras mentes la vida de nuestros sueños, y si somos capaces de conseguirlo en nuestras mentes, somos capaces de conseguirlo en la vida real.

 

 

La logica te llevara de A hasta B. La imaginacion te llevara a todas partes. Albert Einstein visualización

 

 

La visualización es más poderosa de lo que pensamos, ya que nos ayuda a crear el resultado positivo que nos gustaría conseguir en nuestras vidas. Cuando eres capaz de ver en tu mente tus sueños y metas como algo hecho realidad, tu eres capaz de crear la vida de tus sueños y hacer que todo se vuelva realidad. La visualización no es simplemente una forma de soñar, sino que es una forma de hacer que tus sueños y metas se conviertan en realidad.

Cada persona exitosa ha usado como herramienta la visualización ya sea consciente o inconscientemente. Por ejemplo, la visualización es muy usado en los deportes, ya que muchos atletas se han visualizado a sí mismos como ya habiendo conseguido los resultados positivos que les gustaría conseguir en la vida real. Día tras día, estas personas se imaginan a sí mismas como victoriosas, estas personas constantemente visualizan en sus mentes la victoria, la ven, la sienten como si ya estuviesen en ese glorioso momento, y ello junto con el entrenamiento, compromiso y perseverancia es lo que hace que consigan en sus vidas los resultados que ya habían imaginado en sus mentes. Por ejemplo, la leyenda del boxeo Muhammad Ali siempre estuvo consciente de la importancia de la visualización. Él siempre se imaginó a si mismo obteniendo la victoria antes de cada pelea.

 

 

 

“Los campeones no se hacen en gimnasios. Los campeones están hechos de algo que tienen muy dentro de ellos. Es un deseo, un sueño, una visión. Ellos tienen que tener el talento, y la voluntad. Pero la voluntad debe ser más fuerte que el talento.” – Muhammad Ali

 

 

 

Cuando visualizamos algo, somos capaces de verlo como real en nuestras mentes, y cuando somos capaces de ver algo, luego somos capaces de creer en ello. Está comprobado que nuestro cerebro no puede ver la diferencia entre una imagen que se ha visualizado y la realidad, es por eso que cuando pensamos algo que nos gustaría que suceda, nosotros sentimos las emociones y sentimiento como si eso ya hubiese sucedido. Es por ello que la visualización es tan poderosa, porque hace real aquello que todavía no hemos experimentado en nuestro mundo físico.

La visualización no es magia, no significa que tú vas a imaginar algo con tus ojos cerrados, y cuando los abras ya se habrá hecho realidad, sino que la visualización es una gran herramienta que tú puedes usar junto con tu compromiso y perseverancia para conseguir el éxito que deseas. Cuando visualizas, tu cerebro entiende lo que tu imaginas como algo real y así te da las correctas emociones, sentimientos y creencias las que te ayudaran a formar tus hábitos y comportamientos. Por lo tanto, la visualización te ayudara a desarrollar los hábitos, habilidades, y comportamientos correctos con el fin de hacer que tus sueños y metas se vuelvan una realidad en tu mundo exterior.

 

 

 

“La imaginación es el principio de la creación. Imaginamos lo que deseamos, queremos lo que imaginamos y, por fin, creamos lo que queremos.” – George Bernard Shaw

 

 

 

Un gran ejemplo de visualización que siempre me ha inspirado es el del actor Jim Carrey, el cual utilizo el poder de la visualización cuando luchaba por convertirse en actor. Él se escribió a sí mismo un cheque por la suma de $10 millones de dólares por sus “servicios de actuación prestados” y es así que años después él consiguió esa misma suma por su rol en la película Tonto y Retonto. ¿No es esto algo maravilloso? Eso es lo que sucede cuando mantienes en tu mente la mayor versión de ti mismo y de tu vida. Cuando tu visualizas tu sueño, cada vez que puedes y haces todo lo que puedas para conseguir ese sueño o meta, milagros suceden. En mi caso, cuando era más joven, siempre imagine que iba a viajar por el mundo y que viviría en otro país. Siempre cerraba mis ojos y sentía lo que sería vivir en otro país, y años después aquí estoy luego de haber vivido en 4 países diferentes.

Por lo tanto, podemos decir que la visualización hace que todo sea posible, no solo crea una imagen en nuestra mente de nuestros sueños y metas más profundas, sino que le permite a nuestro cerebro saber que aquellas cosas son posibles y reales, y así tu cerebro te proporciona creencias de éxito, lo que te da la emoción como si ya estuvieses viviendo tu sueño, y aquellas emociones te motivan a convertirte en la mejor versión de ti mismo, y así adoptas los hábitos y comportamientos correctos para hacer que tus sueños se hagan realidad. Podemos ver entonces que gran herramienta es la visualización.

 

 

 

 

Visualiza tus metas y sueños con todo tu corazón, imagínate a ti mismo como ya habiendo conseguido tus sueños, ve cada detalle, acaricia la gloria, saborea cada victoria ¡y espera por el milagro!

Encuentra Tu Niño Interior

Encuentra tu niño interior y así te encontraras a ti mismo. Vuelve a aquellos tiempos en donde todo parecía posible, aquellos tiempos donde podías convertirte en cualquier cosa que quisieras, aquellos tiempos en donde podías ser simplemente tú mismo.

 

Encuentra tu niño interior 

 

“Cuando la niñez muere, los cadáveres son llamados adultos y entran en la sociedad, un nombre cortés para el infierno. Es por eso que le tememos a los niños, incluso si los amamos, porque nos muestran el estado de nuestra decadencia.”

Brian Aldiss

 

 

Tenemos una idea equivocada de lo que significa actuar como niño, ya que le hemos dado el significado de ser inmaduro, y entonces cuando alguien actúa como niño decimos que es una persona muy inmadura como si jugar, reír, soñar y simplemente disfrutar de la vida fuese algo malo. Pero entonces me pregunto, cada comportamiento destructivo realizado día tras día por los humanos a los que llamamos adultos en contra del mundo y cada ser que habita en él, ¿no sería ese un comportamiento inmaduro? ¿No sería inmadura una persona que teniendo la capacidad para diferenciar que está bien y que está mal siga eligiendo hacer el mal a otros solo para su propio beneficio?

Los humanos, especialmente aquellos adultos que se consideran muy maduros, son aquellos que destruyen todo a su alrededor, incluso cuando han sido bendecidos con un mundo hermoso, un cuerpo magnifico con una mente maravillosa la cual tiene el poder de crear cualquier cosa que deseemos, pero la cual no es usada para crear sino para destruir, ¿es este un comportamiento maduro?

 

 

 

“Los niños no tienen ni pasado ni futuro, ellos disfrutan el presente, lo que muy pocos de nosotros hacemos.” – Jean de la Bruyere

 

 

 

Los adultos, aquellos considerados maduros, son aquellos que están constantemente compitiendo entre ellos, peleándose entre ellos y matándose en sí. Aquellas personas se han olvidado de los valores más importantes como el amor, la compasión, el entendimiento, la amabilidad, el compañerismo y se han olvidado de eso porque se han convertido en seres egoístas y en personas que solo están preocupadas por sus propios asuntos. El problema es que estos adultos alguna vez fueron niños, pero sus sueños, sus virtudes, y su inocencia se les ha sido arrebatada con el pasar de los años.

Cuando creces y te conviertes en adulto, dejas así atrás al niño que alguna vez fuiste, condenando el espíritu infantil que llevas dentro a una pena de muerte, y es justo en ese preciso momento en donde la mayoría de tus sueños mueren también, y es ahí en donde también parte de tu ser muere con ellos, convirtiéndote en tu peor enemigo. Cuando dejas de ser un niño, te vuelves vulnerable a todo el mal de este mundo, mal disfrazado de felicidad, y entonces les permites a otros adultos que te digan que deberías convertirte en la vida, y que deberías conseguir ya sea dinero, poder, fama, cosas materiales y otras tonterías.

 

 

 

“Se feliz sin ninguna razón, como un niño. Si eres feliz por una razón, estas en problemas, porque esa razón te la pueden quitar.” – Deepak Chopra

 

 

 

Por lo tanto sigamos creciendo, seamos adultos pero volvamos a ser niños también y disfrutemos de la vida como solíamos hacerlo, necesitando de muy poco para ser felices. Prefiere ser un niño antes de convertirte en un adulto al cual se le ha lavado el cerebro, prefiere la inocencia de un niño, prefiero ser un niño que ríe simplemente porque puede hacerlo, un niño con creatividad e imaginación, un niño que sueña, un niño que cree que puede hace lo que sea en este mundo, un niño que cree que puede ser un superhéroe y ayudar a las personas, un niño lleno de alegría y amor, un niño que puede ver la belleza en las cosas pequeñas, un niño que es feliz sin ningún motivo en particular, un niño que puede amar incluso a aquellas cosas que son solo el producto de su imaginación, un niño que puede tener amigos sin importar de donde vengan, un niño que no discrimina a otros por raza o religión, un niño que no sabe cómo odiar, un niño que ama de verdad, y que siempre le es leal a ese amor sin tener ningún tipo de interés, egoísmo, limitaciones o expectativas.

 

 

 

“Sujeta la mano del niño que vive dentro de ti. Para este niño, nada es imposible.” – Paulo Coelho

 

 

 

Un niño es un ángel, que se ha convertido en un producto de la sociedad debido al ambiente en donde ha nacido, un ambiente que le ha enseñado a convertirse en una persona sin sueños, sin imaginación, sin esperanza, sin felicidad y sin amor.

Es hora de que todos los adultos de este mundo encuentren su niño interior, ese niño que puede hacer que seas tú mismo de nuevo, ese niño que puede brindarte alegría, felicidad, esperanza y amor, ese niño que hará que sueñes de nuevo, haciéndote creer que todo es posible, lo que generara que vuelvas a creer en la magia y los milagros, por lo tanto ve y encuentra tu niño interior, es el que te convertirá en una persona feliz de nuevo sin ningún motivo en especial, una persona agradecida, especialmente por aquellas cosas más pequeñas y más importantes en este mundo.

 

¡Encuentra a tu niño interior, juega, ríe, diviértete, disfruta la vida, se feliz, sueña, sonríe y vuelve a vivir tu vida de nuevo!

 

 

 

“Que contraste angustiante existe entre la radiante inteligencia de un niño y la mentalidad débil de un adulto promedio.”

Sigmund Freud

Los Milagros Existen

Así es, los milagros existen, y pueden suceder a cada segundo de tu vida, solo tienes que permitir que sucedan, y la única forma de hacerlo es creyendo en ellos. Por lo tanto, cree que los milagros son posibles, y así serán.

 

La vida es un milagro.

 

 

La única forma de convertir algo en realidad es creyendo que así será, no importa cuál sea tu situación en este momento, si crees en algo con todo tu corazón, se volverá realidad. Los milagros son la forma en que la fe tiene para decirte gracias, gracias por creer incluso cuando todo parecía ir en la dirección opuesta de tus sueños.

Si los milagros fuesen una ilusión, nosotros seriamos también una ilusión, porque nosotros estamos aquí en este planeta ahora mismo porque ha sucedido un milagro: El maravilloso milagro de la vida. Esto no se trata de religión, y si creo en Dios, pero lo que quiero expresar aquí es que no importa en qué creas, lo importante aquí es tener la capacidad de ver que nosotros estamos aquí gracias a un milagro, mejor dicho, nosotros somos ese milagro convertido en humanos, somos una maravilla, un sinónimo de perfección.

 

 

 

 

 

“El mundo entero es una serie de milagros, pero estamos tan acostumbrados a verlos que los llamamos cosas ordinarias.” – Hans Christian Andersen

 

 

 

 

 

Por lo tanto, ¿Por qué no creer en milagros cuando somos uno? Esta vida con toda su belleza es un milagro, y todos nosotros, siendo un milagro de Dios y de la vida, tenemos el poder de crear con nuestra magnifica, maravillosa y extraordinaria mente cada resultado que queramos.

Nos vemos a nosotros mismos como un cuerpo y nada más, y es por ello que nos enfocamos todo el tiempo en la parte superficial de todo, ya que eso es lo único que podemos ver, vemos todo aquello que podamos tocar, por eso solamente creemos en aquellas cosas que podamos ver con nuestros ojos y no con nuestro corazón. Vemos todo aquello en lo que creemos, ya que no podemos ver en nuestra realidad algo que no creemos real.

 

 

 

“Hay dos formas de ver la vida: una es creer que no existen milagros, la otra es creer que todo es un milagro” – Albert Einstein

 

 

 

 

 

Entonces, si no empezamos a enfocarnos en aquellas cosas que realmente importan, aquellas cosas que no podemos ver con nuestros ojos ni tocar con nuestras manos, aquellas cosas que creemos imposibles de ser real, aquellas cosas en la cuales creemos que son solo una ilusión de nuestra mente, una historia irreal de un cuento de hadas, jamás podremos de esta forma ver un milagro en nuestra vida, o un sueño hecho realidad, o nada como posible, y así aceptaremos y nos conformaremos con una vida más real, una que vaya más acorde con nuestras creencias, una vida muy lejana a ser milagrosa.

Por lo tanto, si quieres cambiar tu vida, empieza a creer, cambia tus pensamientos sobre ti mismo y sobre tu vida, y así cambiaras tu mundo entero, y todo aquello que alguna vez creíste ser imposible, será posible, y abrirás todas aquellas puertas que parecían estar cerradas para siempre.

 

 

 

 

 

“Nunca pierdas las esperanzas, mi querido corazón. Los milagros moran en lo invisible.” – Rumi

 

 

 

 

 

Los milagros son reales, nosotros somos un milagro y somos reales, los sueños son posibles y reales, la vida que queremos y esperamos, y la vida que nos merecemos es real, y también lo es la felicidad, la alegría, la amabilidad, la lealtad, la honestidad, la pasión, el éxito, la libertad, la paz, y todo aquello que el ser humano tiene y siente gracias a que somos poseedores de uno de los más extraordinarios milagros que existen en el planeta entero, aquel que puede cambiar una vida en un segundo: El milagro del amor.

Los milagros son reales y existen en la vida de todos los humanos, y la vida que siempre has soñado es también real, por lo tanto cambia tus creencias, tus pensamientos, y sobre todo nunca pierdas la fe, y de esta forma veras todos aquellos milagros que nos has visto hasta ahora.

 

 

La vida que quieres está esperando a que tú creas en ella, está esperando a que creas que todo es posible. ¡Entonces cree, y un milagro sucederá!